Entrevista Pitchbox: Jose Redondo, creador de “Nunca nos dormiremos” Mención Especial Sitges Pitchbox 2018

Hoy hablamos con Jose, guionista del proyecto de largometraje Nunca nos dormiremos; una historia de género que intenta reflexionar sobre donde están los límites de una madre dispuesta a hacer todo para vengar a su fallecido hijo. El problema es, ¿qué pasa cuando de quién te quieres vengar son los compañeros de colegio de éste?

FMH: Queremos saber un poco más de tu trayectoria, ¿por qué elegiste esta profesión? ¿Dónde estudiaste? ¿Dónde empezaste tu carrera?

J.R: Resulta curioso: terminando mis estudios de INEF en Brasil, cursé una asignatura de guion en la escuela de cine y fue mi profesor de allí el que me dijo que apostara por eso ya que le gustaba bastante lo que hacía. Así que decidí volver a España, a Madrid, y allí cambié radicalmente de dirección profesional y estudié Cine y TV en el Instituto de Cine de Madrid, especializándome en Guion de Cine y TV. Aunque a escribir como tal empecé con doce años, escribiendo mis primeras novelas que aún guardo a día de hoy en disquetes de aquella época.

FMH: ¿Qué otros trabajos has hecho? ¿Nos puedes hablar o enseñar algo de tu trabajo más destacado hasta la fecha?

J.R: Logré publicar mi primera novela con veinte años, Aurora, que a día de hoy la quiero reescribir. Este año publico mi segunda, Cartas desde Berlín, una obra mucho más madura, y oscura. También publicaremos en breves una webserie, Excito, en Youtube, que se hizo sin presupuesto y con el objetivo de aprender de los errores y disfrutar. En esta participé como director y guionista. Aunque mi sueño es poder ver algún guion de película hecho realidad o trabajar en alguna serie de ficción.

FMH: Háblanos del proyecto Nunca nos dormiremos. ¿Cómo surge la historia? ¿De qué va?

J.R: La historia surgió como trabajo de fin de carrera. Debía de presentar un guion de largometraje. Hacía años ya que quería hablar de este tema y todo surgió por una pregunta: ¿qué pasaría si un menor de edad cometiera un asesinato? Aún así, el guion habla más de las consecuencias, profundizando en las madres, en cómo reaccionan cuando sus propios hijos son unos asesinos.

El proyecto Nunca nos Dormiremos arranca con la muerte accidental de Hugo, un niño de doce años con problemas mentales. Mónica, su madre y protagonista de la obra, comienza a sospechar de que la muerte de su hijo fue un asesinato y pone en el punto de mira a cuatro compañeros de clase, todos de unos doce años de edad. Llega aquí lo interesante ya que ella es abogada. Por ejemplo, en España, los niños menores de catorce años no atienden a las leyes de los adultos; es decir, si cometen un asesinato -premeditado o no- no sufren ninguna consecuencia legal (reformatorio, prisión). Mónica, a partir de entonces, decide vengarse de ellos por su cuenta.

FMH: Esta es una historia que plantea una cuestión bastante escalofriante: cuando son niños los que son responsables de un crimen hacía otro niño, ¿qué hacer como padre? ¿Cómo fue el proceso de escritura de un guion así?

J.R: Lo más importante del guion es esto mismo, el qué hacer como padre. De ahí surgen los diferentes mecanismos de una familia. La figura de la madre sobre-protectora, la madre ausente, la madre que no quiso ser madre nunca, etc. El proceso fue, por decirlo de alguna manera, mágico, a pesar de que el tema sea bastante espeluznante. Ya tenía a la protagonista y amo cuando veo a esas madres luchadoras, a esas mujeres fuertes que son capaces de navegar a pesar de la tormenta. Se podría decir que las escenas llegaban a mí, y no yo a ellas. Resulta curioso ya que no tenía un final, ni una escaleta, pero de manera natural, al igual que un parto, todo fue creciendo y todas las piezas se iban reestructurando. Hubo momentos duros, por ejemplo el suicidio de un niño de doce años, cómo afrontar un diálogo entre dos madres que han perdido a sus hijos, pero creo que eso hace que sea más interesante el guion, sobre todo por la protagonista. Que se tome la justicia por su cuenta no la convierte en una persona justa, y creo que eso es lo más trascendente ya que llega un momento en el guion en el cuál no sabes en quién confiar, y en el cuál se pone en la línea de fuego el concepto de la moral y hasta dónde estaríamos dispuestos a llegar para conseguir justicia.

FMH: ¿Cuánto tiempo llevas trabajando en este proyecto?

J.R: Dos años. Lo escribí en pocos meses, menos de cinco, pero le tuve que dar vueltas, eliminando personajes y añadiendo otros, centrándome más en la psicología interna y los antecedentes de Mónica para, así, poder entender mejor a su hijo y el comportamiento de ella tras la muerte de este.

FMH: ¿En qué punto se encuentra actualmente? ¿Qué es lo que necesita para poder desarrollarlo?

J.R: Ahora mismo estoy buscando alguna productora que quiera financiar el proyecto. Yo quiero escribir, no me imagino dirigiendo una película, pero sí contando historias, transmitiendo emociones. ¿Qué es lo que necesito? A alguien que confíe en mí al cien por cien.

FMH: Nunca nos dormiremos recuerda a películas como El buen hijo o Tenemos que hablar de Kevin pero dándole la vuelta al asunto al tratar de la muerte del que habitualmente sería el antagonista en estos casos y cómo la madre se toma la justicia por su mano. ¿Qué buscabas explorar con una historia así?

J.R: Me quería centrar más en las consecuencias de esos actos, y la lucha de esas madres que defienden a sus hijos a pesar de todo. La pregunta es sencilla, ¿qué harías cómo madre/padre si tu hijo resultara ser un psicópata? A menudo, la familia piensa en lo bueno que quieren para sus hijos, pero nunca se plantean esos problemas, y si tienen solución. Con este proyecto quería plantearme esa lucha de Mónica para descubrir la verdad, porque, muy dentro de mí, al escribir el proyecto, sabía que si ella descubría la verdad, se descubriría así misma. El nombre de “Nunca nos dormiremos” no está elegido al azar: ahonda en dos perspectivas. La primera, hace referencia a esas madres que nunca duermen porque se preocupan por sus hijos, a aquellas que no cesan de luchar por darles lo mejor, por protegerlos; la segunda, a los genes. Los genes nunca duermen, se siguen transmitiendo de generación en generación y eso hace que el arco de transformación de Mónica se logre entender y que se consiga empatizar con ella. A pesar de que muchas veces podamos llegar a odiar comportamientos de nuestra familia, nosotros los repetimos, consciente o inconscientemente, y aunque cambiemos y queramos ser diferentes, siempre habrá patrones dormidos dentro de nosotros que no tardarán en despertarse.

 

 

FMH: ¿Qué es lo que más destacarías del proyecto?

J.R: El simbolismo, el tono y la protagonista. Aunque a mí lo que más me llama la atención es el cómo se aborda el tema de una muerte a través de una venganza contra niños. Y por qué no, la poca vergüenza de la protagonista y los antecedentes de ésta, que hacen que conozcamos a personajes secundarios emblemáticos.

FMH: ¿Habías intentado moverlo antes de conocer Filmarket Hub? ¿Cómo te fue?

J.R: No, esta es la primera vez que lo he decidido mover y estoy bastante contento ya que varias productoras se han interesado en el tema. Así que muchísimas gracias por vuestro empujón.

FMH: ¿Qué es lo que te llevó a inscribirlo en Sitges Pitchbox?

J.R: Os conozco desde que abristeis este enorme proyecto y siempre tenía en mente presentarme a alguna de vuestras convocatorias cuando tuviera algún proyecto solido.

La esperanza y la ilusión me llevaron a ello. Me quiero dedicar a esto y soy muy testarudo. Pensé que, más que una oportunidad, era LA oportunidad.


CUESTIONARIO RÁPIDO

Tres guionistas favoritos: No podría decirte solo tres, se me vienen a la cabeza más de diez de primeras. Voy a nombrar de cine a Alan Ball, pero últimamente que estoy más puesto en guion de series de televisión creo que voy a mencionar dos que me parecen un claro ejemplo a seguir, sobre todo por su enorme trabajo frenético y potencial: Vince Gilligan y Ryan Murphy.

Tres libros de guión favoritos: Voy a ser sincero: no he leído muchos libros de guion. Sí que he leído guiones y muchísimas novelas, que son con las que he aprendido realmente.

Por nombrar, diré: “El arte de la ficción”, de David Lodge. Aunque esté más enfocado a la literatura, a la novela, sí que puede ser una buena herramienta para conocer las diferencias de géneros y las herramientas.

“El manual del guionista”, de Syd Field. Puede resultar entretenido porque te hace poner en práctica las herramientas desde el principio.

Y, por último, en vez de un libro voy a recomendar algo que yo uso y me inspira mucho para escribir: los transportes públicos. Quedarme mirando a la gente, en los buses, sobre todo en el metro. Me cuentan más esas miradas que cualquier libro.

Tres directores favoritos: Park Chan-wook. Por su sensibilidad y su manera de ver la venganza. Soy un fanático de todo lo que cuenta y todo lo que evoca con sus imágenes. Si me dejaran elegir un país para trabajar como guionista, creo que elegiría Corea del Sur.

Giorgos Lanthimos, porque me hace viajar con cada nueva película.

Carlos Vermut, por el tratamiento de esos personajes tan oscuros y sus mundos oníricos. Me encantaría algún día trabajar para él y ser testigo de esa recreación de espacios, aunque fuera llevando cafés.

Tres películas favoritas: Creo que es la pregunta más complicada ya que tengo infinitas películas favoritas y todas me han marcado en cierta medida. Pondré estas tres:

Kill Bill Vol. 1 y 2. No sabría si decirte por el montaje, la música, la ambientación o los personajes, pero es de esas películas que no me canso de ver y que las disfruto cada vez como el primer día.

American Beauty. Creo que por ese tremendo guion y porque habla de personas de a pie, de tú, de mí, del vecino. Y, sobre todo, de las apariencias, tema que me apasiona e intento aportar en todo lo que escribo.

Der Himmel über Berlin. A pesar de que la he visto solo dos veces, he decidido esta porque me marcó en un momento de mi vida que me movía entre el circo contemporáneo y la literatura; creo que gracias a esta película decidí dedicarme a ello en la escritura de mi segunda novela.

Category: IndustriaTalent

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Article by: Alex Barraquer